Kéfir de Agua: lo mejor para tomar por las mañanas…y a cualquier hora

Kéfir de Agua: lo mejor para tomar por las mañanas…y a cualquier hora

Hace un par de meses que descubrí el Kéfir de agua. Mi abuelo pasó años tomando kéfir pero de leche. Tengo gratos recuerdos infantiles suyos viendo cómo primero él y luego mi madre colaban la leche cada día con un colador de plástico naranja enorme, y sobre todo, recuerdo el olor a ácido, ese olor tan peculiar de la leche fermentada que siempre que lo huelo me recuerda a mi abuelico Paco.

Como yo desterré hace un tiempo la leche de mi dieta, me olvidé del tema. Hasta que un día mi amiga Sali me habló del kéfir de agua…y loca me quedé. Yo conocía el de leche, y el Kombucha, el hongo que fermenta el té y que también tomé siendo adolescente (es que esto de las cosas raras siempre me ha gustado un montón, qué le vamos a hacer…)

Bueno, pues el kéfir son pequeños gránulos o nódulos que contienen una microflora que fermenta el agua azucarada y produce una bebida probiótica súper beneficiosa para la salud. Últimamente se habla mucho de los probióticos y de lo buenos que son para nuestro organismo. Realmente lo son, ya que contienen microorganismos vivos iguales o similares a los que contiene nuestro cuerpo de manera natural. Hasta ahora, yo sólo conocía productos lácteos probióticos, pero con los problemas añadidos de la lactosa, y en general lo que conlleva consumir leche, yo deseché la idea de seguir tomándolos. Hasta que empecé con esta bebida:

IMG_5303

Preparar la bebida es relativamente sencillo. Lo único es que hay que ser constante, pero lo que pasa con esto es como con todo: es más natural, más sano, sabes lo que lleva, pero depende única y exclusivamente de ti sacarlo adelante. Necesitas:

3 Cucharadas de nódulos de kéfir (yo el exceso de nódulos los seco, así que tengo por si te apetece tenerlos 😉 )

3 Cucharadas de azúcar moreno (sirve cualquier endulzante, pero yo recomiendo el azúcar moreno)

Medio limón cortado en cuartos

1 Higo seco (o 2 dátiles, u orejones, pasas…cualquier fruto seco sirve)

1 Litro de agua mineral (No vale el agua del grifo, el cloro se carga los nódulos)

Si los nódulos están secos (tienen un aspecto de granulitos de color marrón pequeños), habrá que hidratarlos primero, así que se colocan en  un recipiente de cristal con agua mineral y azúcar durante 2 días hasta que tengan su aspecto original. Si te los dan ya hidratados, paso que te ahorras.

Luego sólo hay que colocar todos los ingredientes en un recipiente de cristal CON UNA CUCHARA NO METÁLICA (El metal destruye los nódulos) y añadir el agua por último, y tapar el recipiente con un paño sujeto con una goma o un trozo de papel film agujereado finamente (para que no le entren mosquitos ni porquerías, básicamente)

IMG_5304 IMG_5305

y se deja reposar y fermentar de 24 a 48 horas (dependiendo del grado de acidez que prefieras) Mira cómo cambia el color después de 36 horas:

IMG_5306 IMG_5301IMG_5299

Una vez que vas a consumirlo, te reitero que EL METAL MATA A LOS NODULOS, así que nada de utilizar un colador de red metálica al uso. Si logras encontrar uno de plástico, genial, pero no es fácil. Así que yo he optado por destrozar unas medias que tenían más carreras que un Grand Prix, lavarlas bien y cortar un cacho con el que colar el kéfir (uso este método para casi todo lo que hay que colar, y debo decir que es bastante efectivo) y se introduce en una botella que se consumirá en los próximos dos días. Si no, siempre se puede optar por el colador de tela que venden en cualquier tienda.

NOTA: El kéfir es un organismo vivo, y como tal, y debido a los procesos de fermentación, va creciendo y los nódulos se reproducen, así que irás viendo que a medida que vayas haciendo tu bebida, cada vez tienes más. Con el sobrante puedes o bien congelarlo, o bien secarlo o deshidratarlo de forma muy sencilla. Te adjunto el enlace de un blog especializado donde te explica paso a paso lo que hacer para ello. Si no, simplemente, tiras el exceso y listo, aunque con lo que cuesta conseguirlo, siempre es una pena. De tí depende.

Con respecto al sabor, es agradable, con un punto a limónada muy bueno, y con un poco de gas y dulce aunque no empalagoso. Sus beneficios son múltiples en nuestro organismo. Te cito unos cuantos:

– Es digestivo, diurético y depurativo a nivel digestivo

– Favorece la eliminación de gases y las digestiones lentas

– Regenera la flora intestinal y refuerza el sistema inmunitario

– Ayuda a regular el estreñimiento

– Tiene efectos antiinflamatorios, así que es de gran ayuda en procesos de asma

–  Existen estudios que dicen que es bastante útil en los problemas de piel

Así que ya me contarás, con los beneficios que tiene si no te animas a prepararlo…si tienes oportunidad de conseguir nódulos, no te lo pienses y consume kéfir, que para estas fechas veraniegas tomarlo fresquito es un placer. Y si no conoces a nadie que tenga, sólo envíame un mensaje a hola@unmundodesensaciones.es con tu dirección y te envío un sobre…¡¡estas cosas siempre son para compartirlas!!

Saludos!!

 

 

 

Compartir en: Facebooktwitterpinterestby feather

6 thoughts on “Kéfir de Agua: lo mejor para tomar por las mañanas…y a cualquier hora

  1. Lidia Martinez

    Hola, me podrias decir cuanto hay que tomar por día, a mi me han dicho que medio vaso a la mañana y otro medio vaso por la tarde, es asi? Gracias

    1. alubenia Post author

      Hola Lidia, pues lo cierto es que según mi experiencia depende de cada persona y gusto. Me explico: lo suyo es que prepares el kéfir nuevo cada 24 o 48 horas. Como obtienes casi un litro de líquido; te recomiendo que lo guardes en un frasco o botella y lo vayas bebiendo a lo largo del día (o de los dos días). Según lo que yo he ido leyendo, no necesitas beber una cantidad determinada mínima o máxima de kéfir porque dependerá entre otros factores de la cantidad de nódulos que haya en el preparado (y por tanto el grado de acidez del mismo)
      Así que si te has decidido a tomarlo, lo mejor será que vayas probando hasta encontrar el punto de acidez que te guste y a partir de ese momento y según la peridicidad de bebida que vayas haciendo, así lo tomes (un litro al día o medio, según). Sobre la hora de tomarlo, a primera hora de la mañana y en ayunas te será más beneficioso, pero yo lo voy tomando cuando me acuerdo, lo tengo en la nevera me pongo un vaso para desayunar, otro a media mañana, por la tarde. Como es digestivo en cuanto empieces lo irás notando.
      Un saludo.

  2. Emilse

    Hola….consumo kefir hace meses…y tengo las botellas cargadas….osea mi pregunta es si tiene muchos granulos la preparacion varia o el efecto ?….

    1. alubenia Post author

      Hola Emilse, según he estado comprobando, cuanto más gránulos hay más acidificado sale el kéfir. Yo he ido probando según la cantidad hasta que he encontrado el equilibrio de sabor que me gusta (no demasiado ácido). Entonces, cuando pasan los días y observo que el número de gránulos es mayor, simplemente los retiro y o bien los congelo o los deseco para regalarlos o guardarlos por si me hicieran falta. El efecto supongo que varía, ya que a más acidez, mayor fermentación y por tanto tendrá unas propiedades diferentes, aunque tampoco creo que la diferencia sea tan significativa como para tomarte algo cuyo sabor no te agrade. Un saludo y mil gracias por escribirme 🙂

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *